EL HOMBRE NUEVO

POR: Randy Caballero Suárez

Baracoa

En estos últimos tiempos ha surgido en Cuba una nueva clase de hombre nuevo; no precisamente aquel del que hablara el asesino de la Higuera, sino su contrapartida; uno totalmente nuevo y ajeno a la actual situación política que atraviesa el país; interesado solamente en su supervivencia diaria y en sacar partido a cuanto se le atraviese en su camino. Una clase de hombre nuevo que no le interesa cuántos domingos consecutivos llevan siendo golpeadas y arrestadas las valientes mujeres que reclaman en las calles de la Capital la Libertad de los Presos Políticos, ni la lucha que se libra en cada pedazo de este suelo por alcanzar el truncado sueño de José Martí; es la clase de hombre nuevo que ha formado el propio régimen cubano, tal vez hasta sin querer pero que en su afán por el poder ha engendrado esta nueva especie; la cual merece más el calificativo de monstruo que de hombre, pués eso es lo que es; el engendro de un sistema que degeneró al ser humano y que lo convirtió en lobo de su propia especie; casi sesenta años de gestación han dado a luz a la especie que observamos hoy en nuestras calles; capaces de vender hasta el alma por un poco de dinero sin importarle para nada el medio o las personas que le rodean; ese es el hombre nuevo formado por la llamada revolución cubana; ese que a diario vemos delatar a los demás por alcanzar el la impunidad; el que para nada siente correr en sus venas el deber del patriotismo; ese es el hombre nuevo; el que sin oxígeno vende dólares en la esquina; el que al parecer ignorante del poco dinero de un salario revende a precios exorbitantes lo que otros no pudieron alcanzar; bien sea por la escasez reinante o por la miseria que se vive hoy día; el que olvidado de derechos y deberes se arrastra en pos de un beneficio personal y ambicioso; el que es capaz de negociar principios por un poco de dinero o un salvoconducto que lo libere del ojo vigilante del gendarme, el que se presta a intrigas y chismes por tal de favores; el que denuncia a aquel que persigue con el lente de su cámara la injusticia y la violación; el que presta su alma y su cuerpo para golpear y reprimir a pacíficos manifestantes que exigen al gobierno cubano un poco de piedad para los que sufren en presidio; ese es el hombre nuevo; el creado por la revolución; el del cual el asesino de la Higuera si viviese estaría feliz de ver logrado su sueño y realizado su anhelo; lo logró; hoy el hombre nuevo ha ocupado las calles, los parque y el más recondito sitio de este país para dar fe de su triunfo, del triunfo de la doctrina malsana del comunismo sobre la democracia. Después de todo gracias que el hombre no es eterno, sino el miserable hombre nuevo y sus progenitores dominarian la tierra y regirian los destinos del universo con mano de hierro; pues su arraigo ha sido tal que no bastaría una sola vida para despojarlos del poder; ojalá y podamos a tiempo crear las condiciones para barrer de la faz de la tierra tal especie antes de que ella nos barra a nosotros por completo; maldito sea una vez más su creador; aquel que alardeaba de su creación diciendo que este hombre nuevo era el futuro de la humanidad.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo ADO-PRESS, BOLETINES INDEPENDIENTES

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s